Relajar los músculos con trigo




trigo

La bolsa de trigo es una forma sencilla de aplicar frío o calor húmedos en las zonas doloridas. Se trata de una bolsa de tela suave que contiene ingredientes terapéuticos como trigo o espliego (de conocidas propiedades relajantes).

Podéis calentar la bolsa en un microondas en cinco minutos para aplicarla a la zona dolorida (puede conservar el calor durante 45 minutos) o bien utilizarla como compresa fría, por lo que tendréis que mantenerla previamente en el congelador varias horas. Para la inflamación es mejor usar la compresa fría; en cambio, el calor es preferible para dolor muscular o calambres.

La sensación de relajación que se obtiene es tan agradable que cuando hayáis probado con una bolsa, querréis tener otra para que no cese. Podéis ponéroslas alrededor del cuello o sobre los hombros, también en la espalda como un cojín caliente para aliviar el dolor, en las rodillas y articulaciones en general. Será la mejor bolsa de agua caliente que hayáis tenido nunca.

Compartir este artículo