Los muslos y glúteos grandes: ¿buenos o malos?




culoA las mujeres que tienen grasa corporal localizada en los muslos o glúteos les agradará saber que no es tan perjudicial como puedan pensar. Una investigación realizada por los Científicos de la Escuela de Medicina de Harvard y el Centro de Diabetes Joslin, en Estados Unidos, señala que la grasa que se acumula debajo de la piel en esas zonas puede ayudar a reducir el riesgo de desarrollar diabetes tipo 2. La diabetes tipo 2 se vincula a la llamada grasa visceral, ubicada en el área abdominal y que envuelve a los órganos del cuerpo. De hecho, la obesidad en el área abdominal o visceral aumenta el riesgo de diabetes y mortalidad.

Por supuesto, esto no significa que tener una excesiva cantidad de grasa en muslos y glúteos sea bueno para la salud. Para controlar esta grasa es recomendable una dieta baja en calorías, eliminar dulces y aumentar el consumo de frutas y verduras. Nada de sal y evitar picotear entre horas. Ten en cuenta además que siempre es mejor comer una fruta o un yogur a mitad mañana y mitad tarde que después de las comidas. Y, cómo no, ¡haz deporte! Seguro que así consigues reducir glúteos y muslos.

Compartir este artículo