Las ventajas de la bicicleta elíptica




elipticaLa bicicleta elíptica basa su funcionamiento en un mecanismo de tracción magnética. Es un aparato con dos bases para apoyar los pies y en la que haces el mismo movimiento circular de las piernas que si anduvieras en bicicleta estática, pero poniendo en marcha más grupos musculares. Los glúteos, por ejemplo, se pueden trabajar en los dos tipos de bicis, pero siempre mejor en la elíptica.

También tiene unos mangos a los que sujetarse con las manos que te ayudan a poner en movimiento el tren superior -a la vez que mueves el inferior- y la implicación de brazos en el ejercicio aumenta la intensidad. Todo ejercicio en el que puedes mover los brazos a la vez que las piernas va a ser más intenso y, por tanto, más aeróbico que si solo mueves las piernas. Con una bicicleta elíptica el 80% de los músculos del cuerpo se ponen en marcha generando una intensa actividad cardio-vascular y respiratoria.

Otra ventaja de la elíptica respecto a la estática está en que el ejercicio se hace sin sufrir fuertes impactos sobre las articulaciones. Además, mejoran la coordinación y el equilibrio.

Compartir este artículo