Fitness profesional

Aunque muchos asocian al fitness con el simple hecho de practicar ejercicios o asistir a un gimnasio, lo cierto es que esta forma de entrenamiento comprende una serie de métodos que la convierten en toda una especialidad dentro del campo de la actividad física.

Un monitor de fitness profesional se ha de encontrar capacitado para diseñar, planificar y aplicar programas de entrenamiento, optimizando las rutinas de ejercicios, mediante el uso de sus herramientas de trabajo, tales como la voz, la música, la postura, etc.




Hay puntos claves que un buen monitor de fitness aprende a manejar, como el acondicionamiento del entrenamiento a la capacidad física y disponibilidad de tiempo de cada alumno. Por tal motivo, el instructor deberá conocer los principales componentes de la condición física, para saber balancear los ejercicios aeróbicos con los anaeróbicos.

Otro punto que debe manejar, es el llamado factor wellnes dentro del fitness, en el cual se incorporan técnicas de ejercicios suaves, como el yoga o el tai – chi. Finalmente, el monitor profesional de fitness, se encuentra en la condición de estar a cargo de la planificación, la programación y la evaluación de todo el proceso de entrenamiento, a fin de alzanzar objetivos concretos.

Compartir este artículo