¿Cómo alimentarte para el triatlón? II

Así como es importante la presencia de hidratos de carbono y proteínas dentro de la dieta del triatleta, también lo son las grasas.  Existen ciertas variaciones en cuanto a la cantidad ideal de grasas que debe consumir un triatleta durante el día, sin embargo, en ningún caso se recomiendan que éstas superen el 30 % de la alimentación general.

Cabe añadir, que las grasas que se ingieran, deben ser las consideradas grasas buenas, como las que se encuentran en el aceite de oliva y en los alimentos que incluyen ácidos grasos, como el pescado. Las que, por el contrario, se deben evitar son las grasas saturadas que se encuentran en la mantequilla y las frituras.


Asimismo, todo atleta de deportes de resistencia necesitará ciertas dosis vitamínicas para evitar percances determinados. Por ejemplo, la vitamina C y la E ayudarán a combatir el estrés oxidativo a causa del esfuerzo, brindándonos un mayor rendimiento.

La cantidad de vitamina C sugerida es de  100 a 500 miligramos diarios y la de vitamina E es de 400 a 800 miligramos. Otros suplementos vitamínicos que también pueden resultar beneficiosos son el magnesio y el cromo.

Compartir este artículo