¿Cómo alimentarnos antes de una competencia? II

Competencia deportivaComo mencionamos en un post anterior, durante los días previos a una competencia de alto nivel, la dieta del deportista debe cambiar para adaptarse a circunstancias de máximo esfuerzo.

Por ejemplo, durante la semana previa a la competencia, es conveniente incidir en el consumo de cereales durante el desayuno, escogiendo los que tengan el menor contenido de azúcar.




También será bueno que los desayunos incluyan frutas, como las fresas, el kiwi y el melón, ya sea de forma natural o como zumos para acumular mayores reservas energéticas.

Durante el periodo previo a la competencia, las comidas del día deben dividirse en cinco en vez de tres, para contribuir a acelerar el metabolismo del deportista. La idea no es comer más sino de manera más balanceada y en porciones reducidas.

Luego del periodo de competencia, es recomendable cambiar el sistema nutricional, eligiendo una dieta de recuperación o mantenimiento, antes de retomar el ritmo de entrenamiento habitual.

Compartir este artículo