Aquaspinning, lo mejor del agua y del spinning

Clases de spinning... Bicicleta, música, un instructor guiando la clase, todos los alumnos pedaleando y... ¡Agua! Sí, agua, esta clase es posible hacerla dentro del agua gracias al Aquaspinning. Lo último del fitness es el spinning en la piscina.

aquaspinningEl Aquaspinning es posible gracias a un sistema especial de lastrado que permite fijar la bicicleta de spinning tanto en el fondo como en el borde de la piscina. Las clases son muy similares a las de spinning, con música y un  instructor que guia los movimientos, pero la diferencia está en que su duración es de 30 minutos y que son en el agua.

Dentro de las modalidades del fitness, el Aquaspinning se sitúa entre las primeras en quemacalorías. En sólo 30 minutos se pueden quemar entre 500 y 1000 calorías. El Aquaspinning reduce la grasa y el tejido adiposo, al ser una actividad totalmente aeróbica.




Los beneficios del spinning acuático son también: La mejora del sistema cardiovascular, la fuerza, la resistencia física, fortalecimiento muscular de las piernas, brazos y abdomen. Además moldea las piernas y los glúteos.

Sólo duran 30 minutos porque en las clases de Aquaspining se trabaja el doble que en las normales y, además sin la agobiante sensación del sudor. Además, el riesgo de lesión disminuye porque no hay impacto, los movimientos son más lentos y las articulaciones no soportan el peso del cuerpo. Por lo tanto, es muy recomendable, sobre todo, para personas que sufren problemas de rodillas, están lesionados o tienen que ejercitar el cuádriceps sin problemas.

Las mujeres a las que también se les recomienda el spinning bajo el agua es a las que tienen problemas de celulitis porque no tiene impacto, ejerce un efecto circulatorio y es un movimiento continuado. Ayuda a disminuir la celulitis porque el agua hace un efecto masaje ideal para combatir los cúmulos de grasa y la flacidez.

Parece ser que el Aquaspinning lo tiene todo: no daña, quema muchísimas calorías en sólo 30 minutos, es divertido, desestresante, fresquito, consigues un cuerpo sin celulitis y firme...¿Qué más se le puede pedir?

Compartir este artículo