¿Cómo alimentarnos para tener un vientre plano?




vientre2Además del deporte que realicemos, la forma en que nos alimentemos tendrá mucho que ver con la tonificación de nuestro vientre.

En tal sentido, podemos considerar como enemigos de un vientre plano a todos aquellos alimentos que se fermentan en los intestinos o que los cuales son almacenados en forma de grasa alrededor de la cintura.

Entre los más comunes, tenemos a los pasteles, los bollos, los caramelos, la miel, el pan, las pastas, el maíz y el arroz. Igualmente, es preferible evitar las lentejas, los garbanzos y los jugos de frutas artificiales.

Por el contrario, los alimentos que contribuirán a complementar los ejercicios para mantener firme el vientre, son aquellos que resultan fácilmente asimilables por el organismo, favoreciendo el drenaje del sistema digestivo. Entre otros, tenemos el pescado, los huevos, las verduras verdes, las frutas secas, el agua mineral y las bebidas calientes.

Compartir este artículo