¿Qué son los ejercicios isométricos?

Los ejercicios isométricos son considerados como una rutina de fuerza, que tiene como objetivo contraer los músculos y fortalecer los huesos, sin realizar movimiento alguno.  Por ejemplo, una forma básica de efectuar un ejercicio isométrico, consiste en mantener el brazo extendido, sosteniendo una maleta pesada.

Como podemos ver, este tipo de ejercicios se pueden realizar en casa u oficina, con materiales domésticos. En función a la fuerza que utilicemos, al tiempo de contracción y a la frecuencia de trabajo, existen tres tipos de ejercicios isométricos: Troisier, Muller y Coulter.

El primero exige una fuerza máxima, con tres segundos de contracción, dos veces al día. El segundo, demanda el 50 % de nuestra fuerza, con tres segundos de contracción, tres veces al día. El último, exige el mismo nivel de fuerza, con un tiempo de contracción de cinco segundos, dos veces al día.

Los ejercicios isométricos están recomendados para montañistas, gimnastas, boxeadores y personas que se están rehabilitando de una lesión a las articulaciones. Se encuentran prohibidos para quienes sufren de problemas cardiovasculares.

Un comentario sobre “¿Qué son los ejercicios isométricos?”

  1. [...] ejercicios isométricos no suelen ser muy populares a la hora de tonificar los abdominales, sin embargo, su efectividad es [...]

Comenta el artículo